La palta y sus beneficios en bebés

23 de mayo de 2014
Imprimir

Junto a sus primeros pasos y palabras, los primeros alimentos sólidos son un punto importante en el desarrollo temprano de tu bebé. Como los adultos, los niños pueden beneficiarse de incorporar frutas y vegetales a su dieta de todos los días. Incluyendo frutas ricas en nutrientes y en sabor, como la Palta Hass, en los primeros meses de vida de tu bebé, te aseguras de iniciar una vida de alimentación sana para tu hijo.

Libres de sodio y colesterol, las paltas contienen nutrientes valiosos incluyendo un 8% del valor diario de fibra, 6% de ácido fólico, 4% de vitamina E y potasio y 2% de hierro; todo esto en una porción de una onza.

 

Una porción de palta también contiene 81 microgramos de luteína y 19 de beta-caroteno. Por porción, la palta tiene 3.5 gramos de grasas insaturadas, que son conocidas por servir para el desarrollo normal del sistema nervioso central y cerebro. Las paltas están en la lista de frutas que la USDA recomienda como una de las mejores fuentes de nutrientes necesarios durante el embarazo o lactancia.

 

PALTAS COMO COMIDA PARA BEBÉS

La consistencia cremosa de la palta y su sabor suave la vuelven una de las primeras comidas que tu bebé puede disfrutar. Para una comida rápida, solo haz un puré de palta Hass y dáselo directamente con una cuchara.

 

PALTAS Y PREESCOLARES

Como padre, tú te encargas de inculcar los ejemplos de alimentación saludable en tus hijos, ahora y a futuro. Una forma fácil de crear buenos hábitos, en especial para los niños quisquillosos es hacer la comida divertida. La Palta Hass puede agregar tanto color como textura cremosa no solo a tus comidas sino también a las de tus hijos.